La Asociación del Transporte Aéreo en Colombia (ATAC), ve con positivismo para la industria nacional,  el resultado de las negociaciones entre EEUU y Colombia.

 

 

La suscripción de este acuerdo permitirá afianzar los diferentes acuerdos y alianzas comerciales que se están dando en la región, de la cual, las aerolíneas colombianas están siendo los principales protagonistas.  La industria aérea colombiana esta a la altura de las más competitivas del mundo.

El nuevo acuerdo permite actualizar el convenio bilateral que regula las operaciones aéreas entre ambas naciones desde 1956, adecuándolo a las nuevas prácticas internacionales de la industria.  El marco de las relaciones contempla un periodo de transición hasta el año 2013, que tendrá dos fases, así:

• La primera hasta el 2012 en donde se aumentará hasta 21 frecuencias en las rutas ya operadas y rutas nuevas sin limitaciones, a fin de promover la conectividad a nuevos destinos desde ambos países, en beneficio del usuario y de las relaciones comerciales.
• A partir de 2012 y hasta 2013 ambos países tendrán la posibilidad de aumentar 21 frecuencias en las rutas en servicio,  y a partir de 1 de enero de 2013 comenzará en firma la vigencia del acuerdo de cielos abiertos.

Colombia, está llamado a ser el principal protagonista de la región, y el sector aéreo es un actor sustancial en este objetivo.  “El Presidente de ATAC reitera el compromiso de las aerolíneas con la competitividad y desarrollo del país, y entiende este acuerdo como un reto de la mayor envergadura,  su equilibrado cumplimiento y la apertura estratégica de nuevos mercados, nos permitirá garantizar el buen crecimiento del sector aéreo en Colombia; además necesitamos el apoyo del Gobierno deberá complementar el acuerdo con algunas acciones con otros países en Suramérica, particularmente en carga“, señaló Manuel Leal, presidente de ATAC.

La suscripción de este acuerdo, otorga las bases adecuadas para la apertura comercial entre Colombia y Estados Unidos, debemos prepararnos y avanzar en el desarrollo de la infraestructura del aire a nivel nacional, en su componente lado tierra y lado aire, lo cual es sustancial para garantizar el crecimiento del servicio y la competitividad del sector. “El acuerdo logrado por las delegaciones es de la mayor importancia para Colombia ya que ratifica el inigualable momento por el que estamos pasando” señaló Manuel Leal, presidente de ATAC.