Bogotá. La Agencia Nacional de Infraestructura dio un trascendental paso para viabilizar dos importantes proyectos de la Cuarta Generación de Concesiones viales que beneficiarán al occidente del país, con la firma de un acuerdo con el concesionario del proyecto Malla Vial del Valle del Cauca y Cauca. El acuerdo contempla desafectar los tramos 1 y 7 del citado proyecto vial, lo que permite dar luz verde a los proyectos Santander de Quilichao – Popayán y la doble calzada Buga – Buenaventura, lo que también implicará ampliar la capacidad de esos dos trayectos para llevarlos a especificaciones como las contemplas en el programa de la Cuarta Generación de Concesiones.

“Es una muy buena noticia que estamos dando al occidente del país y a toda Colombia, dado que la desvinculación de estos dos tramos de la Malla Vial del Valle del Cauca y Cauca, facilitará enormemente la viabilidad de los dos proyectos de la Cuarta Generación de Concesiones. Es un paso trascendental y un ejemplo claro de la buena gestión que estamos realizando a todos nuestros proyectos, con el objetivo claro de mejorar la infraestructura y la prosperidad de los colombianos”, dijo el presidente de la ANI, Luis Fernando Andrade.

Los efectos financieros derivados de la desafectación de tramo 1 y 7 serán acordados por las partes en un plazo de 90 días, y el acuerdo no conlleva la validación del modelo financiero del Adicional número 13, cuya controversia ya fue elevada ante un Tribunal de Arbitramento.

Los demás tramos siguen en la concesión tal cual se había acordado, sin que ello implique aceptar el modelo financiero y seguirán siendo objeto de la gestión contractual que realiza la ANI a todos sus proyectos de concesión, para garantizar que se cumpla con lo pactado en el contrato.