La Cámara de Comercio de Bogotá, comprometida con la construcción de una ciudad sostenible, económica, social y ambientalmente, presentó proyectos empresariales que requieren recursos para adoptar el uso de energías limpias.

A través del programa OPEN, que lidera la Corporación Ambiental Empresarial (CAEM), filial de la CCB, se están desarrollando 12 proyectos en diferentes sectores de la economía, que buscan utilizar fuentes de energía no tradicional, como la energía solar y biomasa.

Uno de los proyectos que requiere financiación es el de aprovechamiento de los residuos de una plaza de mercado para producción de biogás y generación de electricidad para la iluminación de la plaza.

Otros dos proyectos tiene que ver con el secado solar en el sector hortofrutícola en el que se empleará energía solar para el secado de almidón y deshidratación de plantas aromáticas.

En el sector ladrillero hay dos proyectos que buscan mezclar residuos de biomasa con carbón para los hornos y así reducir las emisiones y el consumo energético de la empresa.
La presidenta de la CCB, Consuelo Caldas, dijo que estos proyectos podrían ser financiados para su réplica por entidades multilaterales con el objetivo de contribuir en la sostenibilidad de las empresas y reducir el impacto ambiental.

Caldas agregó que entre los desafíos de una ciudad-región sostenible se debe trabajar para lograr una adecuada gestión ambiental exige tecnologías  limpias, tratamiento de aguas, manejo integral de residuos sólidos, y sistemas de control ambiental que contribuyan a la mitigación de la contaminación.

Recomendó a los empresarios colombianos aprender de Corea, país que ha desarrollado políticas, programas y prácticas para el desarrollo de ciudades sostenibles y empresas eco eficientes, energías renovables, sistemas inteligentes de transporte, tratamiento de aguas residuales y manejo y disposición de basuras.

El evento fue liderado por la Embajada de Corea en asocio con la Cámara de Comercio de Bogotá, la Cámara de Comercio Colombo-Coreana y la Alcaldía  Mayor de Bogotá, con el apoyo del Ministerio de Minas y Energía, el Ministerio de Comercio, Industria y Turismo, el Departamento Nacional de Planeación y el Instituto de Planificación y Promoción de Soluciones Energéticas de Zonas no Interconectadas.