Colmena BCSC y Banco Caja Social BCSC informan que hace algunos días, algunos clientes de las dos redes del BCSC están siendo víctimas de delincuentes cibernéticos.

 

En efecto, personas inescrupulosas, que han puesto a circular masivamente correos electrónicos fraudulentos firmados en nombre de las dos entidades, con los que se comunica a los usuarios que su cuenta ha sido deshabilitada por medidas preventivas de seguridad, información que no es cierta.

Adicionalmente, a través de estos correos electrónicos se solicita a los clientes su clave de audio y retiros con la excusa supuesta de activar nuevamente su cuenta. BCSC por medio de sus dos redes Colmena BCSC y el Banco Caja Social BCSC, hace saber a sus clientes y opinión pública que la entidad no solicita información personal, ni las claves de los usuarios por medio de correos electrónicos, por lo cual alertamos a los ciudadanos eviten acceder a este tipo de prácticas fraudulentas.

El Banco ha adelantado acciones inmediatas que le han permitido controlar esta situación en beneficio de la seguridad de sus clientes.

BCSC recuerda  a todos sus clientes y usuarios tener en cuenta las siguientes recomendaciones:

1. Ignore los mensajes de texto o correos electrónicos que llegan a su celular o computador solicitando información personal y/o de acceso a sus cuentas bancarias.
2. Para ingresar a la página del Banco, siempre digite  usted mismo la dirección electrónica, nunca lo haga a través de enlaces (“links”) que le lleguen dentro de correos electrónicos.
3. Nunca preste sus cuentas bancarias para que terceros realicen transacciones.
4. No realice transacciones bancarias desde computadores públicos.
5. El Banco nunca solicitará información personal a través de correos electrónicos, mensajes de texto o llamadas telefónicas con pretextos de concursos y premios.

Colmena BCSC y el Banco Caja Social BCSC reiteran que realizar transacciones electrónicas a través de Internet es seguro, siempre y cuando se tengan en cuenta las normas de seguridad pertinentes.

BCSC no ahorra esfuerzos ni recursos para garantizar la seguridad de todos sus canales y procesos.