Ya ha pasado un mes desde que en el país inició la segunda temporada de lluvias que se da habitualmente entre mediados de septiembre y mediados de diciembre. Durante este primer mes las lluvias no se han registrado de manera tan alta y se ha tenido periodos intercalados de días seguidos secos y otros días algo más lluviosos sin alcanzar los volúmenes habituales para la época.

Sin embargo, las lluvias que se han registrado han dejados una serie de eventos que han podido ser atendidos por las gobernaciones y alcaldías a través de sus Consejos municipales y departamentales de Gestión del Riesgo, con capacidades locales, lo que demuestra que la implementación de planes de contingencia y medidas de prevención han sido efectivas para salvaguardar la vida en todo el territorio nacional.

A la fecha y desde principios de septiembre se han registrado 133 eventos en 115 municipios del país de 23 departamentos, estos eventos se han registrado en su mayoría en Antioquia, Santander, Norte de Santander, Meta y  Sucre. Aunque la atención ha sido toda municipal y departamental,  se hace el seguimiento respectivo por parte de la Unidad Nacional para la Gestión del Riesgo de Desastres -UNGRD.

Hemos tenido algunas afectaciones en lo que va corrido de este primer mes de la temporada de lluvias del segundo semestre del año. Sin embargo, desde los Consejos Territoriales de Gestión del Riesgo se ha venido atendiendo cada uno de estos eventos  con sus propias capacidades. No se han presentado lluvias extremadamente fuertes pero aún quedan varios meses de precipitaciones que están impactados por un fenómeno de variabilidad climática como lo es La Niña que sigue consolidándose. De esta forma, llamamos a gobernadores y alcaldes a no bajar la guardia, seguir con sus planes de contingencia activos y mantener todos los canales dispuestos para prevenir, mitigar y responder cuando sea necesario. Nuestra prioridad siempre es salvaguardar la vida” manifestó el Director de la UNGRD, Eduardo José González.

De los 133 eventos presentados estos han sido así: Inundaciones (35), vendavales (30), temporales (27), movimientos en masa (25), crecientes súbitas (10), avenidas torrenciales (3), granizadas (2) y tormentas eléctricas (1). Los cuales han dejado 8 personas fallecidas, 7 más heridas, 2 desaparecidas y 3.658 familias afectadas.