Por: Centro de Prevención de Enfermedades Cardiovasculares del Hospital General de Massachusetts.

Las afecciones relacionadas con el corazón están en permanente aumento. En el mundo 18 millones de personas mueren al año por la enfermedad cardiovascular. De acuerdo con el Ministerio de Salud de Colombia la enfermedad cardiovascular es la primera causa de muerte en el país, y según datos del ministerio, unas 60 mil personas mueren al año por ello, siendo el infarto uno de los principales motivos de muerte, lo que significa que cada día 80 personas fallecen en promedio por este tipo de enfermedades.

La hipertensión, la inactividad física, el tabaquismo, la diabetes, el estrés, el sobrepeso y la obesidad son los principales factores de riesgo para el corazón; es por eso que ante la emergencia sanitaria que está viviendo el mundo, la alerta por las enfermedades cardiovasculares junto con otros padecimientos crónicos han llamado la atención de los especialistas ya que el coronavirus puede afectar más rápido a las personas que las padecen y agravar el estado de salud.

Jay Khambhati, MD, fellow de cardiología, Tinamarie Desmarais, RN, enfermera de investigación clínica, Kathleen C. Traynor, RN, MS, FAACVPR, co-directora y Pradeep Natarajan, MD, MMSc, co-director del Centro de Prevención de Enfermedades Cardiovasculares del Hospital General de Massachusetts (HGM), líder en investigación y tratamientos de alta especialidad, sobre todo en las áreas de cardiología, oncología, neurología, gastroenterología, urología, ortopedia y medicina deportiva, explican cómo los pacientes con riesgo de enfermedades cardiovasculares pueden mantenerse sanos durante la pandemia del COVID-19.

Varios centros cuyo foco es la prevención de las enfermedades cardiovasculares o de la modificación de los factores de riesgo, incluyendo programas de rehabilitación cardíaca, centros deportivos, clases de ejercicios y gimnasios, han hecho la transición a opciones virtuales y basadas en el hogar para adherirse a los principios de distanciamiento social.

La era del COVID-19 puede servir como una oportunidad única para que usted se centre en desarrollar o mantener hábitos saludables para el corazón.

Para empezar, le animamos a que empiece estableciendo pequeñas metas de estilo de vida alcanzables que mejoren sus factores de riesgo modificables de “Los 7 Pasos Para Mi Salud” de la Asociación Americana del Corazón (AHA), que incluyen:
• Controle su presión arterial
• Controle el colesterol
• Controle su nivel de azúcar en la sangre
• Manténgase activo
• Coma mejor
• Mantenga un peso saludable
• Deje de fumar