Durante los primeros años de vida la piel, el cuero cabelludo y el pelo de los niños están en permanente desarrollo y tienen características especiales por eso deben ser protegidos de sustancias nocivas.

Así mismo, la barrera de la piel es inmadura, por lo que la limpieza debe realizarse con productos suaves, puros y delicados especiales para bebés que mantengan el funcionamiento normal de la piel y el pelo favoreciendo su hidratación para conservarlos saludables.

La recomendación principal es usar productos indicados para ellos, con pH ligeramente ácido, libres de químicos, fragancias alergénicas y colorantes, clínicamente comprobados, que no dejen residuos y se absorban rápidamente para evitar reacciones que alteren el normal desarrollo de la piel la cual toma varios meses en desarrollarse.

El Dr. Javier Torres, Pediatra – Neonatólogo experto de Johnson’s Baby afirma “Para el cuidado de los niños recomiendo productos que sean de ingredientes de origen natural como el aceite de girasol, coco, semilla de algodón entre otros, que sean fórmulas puras y suaves, libres de químicos, colorantes, parabenos, sulfatos y ftalatos”.

Uno de los momentos más importantes en la rutina de cuidado de la piel del bebé es el baño, idealmente debe ser dos veces al día, con agua tibia a temperatura corporal de 37 grados, dentro de un espacio cerrado para evitar las corrientes de aire, con una duración de 5 minutos dentro de la bañera, utilizando productos puros y suaves que conserven la integridad de la piel del bebé, cuiden sus ojos y su cabello.

“El tiempo recomendado para el baño es de menos de 5 minutos, utilizar técnicas de masaje suave con estimulación sensorial, es decir acariciarlo suavemente al jabonarlo, mirarlo a los ojos, hablarle y estimularle a nivel olfativo con fragancias que generen sensaciones agradables que estimulen el desarrollo de la memoria, después de secarlo hidratar con una crema que esté clínicamente comprobada” afirma Dr. Javier Torres.

Cuidar la piel y el pelo de los niños no requiere cambios drásticos, ni significa gastar una suma increíble de dinero, se trata de elegir cuidadosamente los productos.