1. ogot

Se acerca una de las jornadas de venta online más esperada por los consumidores digitales: el Cyberlunes®; un evento que se llevará a cabo del 3 al 6 de julio, y coincidirá con la segunda jornada del año del Día sin IVA, anunciada por el Gobierno Nacional. Ambos eventos son espacios donde los usuarios podrán gozar de ofertas especiales de compra y que, además, lograrán reactivar la economía -por medio de los canales digitales- la cual ha tenido un gran impacto por el COVID-19.

A pesar que las ventas en el mundo digital se han incrementado considerablemente, no es una sorpresa reconocer que sigan existiendo algunos prejuicios de parte de los usuarios. Esto se debe, principalmente, a que los consumidores desconocen algunos procesos de compra y seguridad digital, y terminan siendo más propensos a caer en la trampa de estafadores virtuales; también ocurre porque hay usuarios que trabajan con dispositivos que no tienen la seguridad pertinente y tampoco conservan actualizadas las licencias que permiten una navegación segura. Los fraudes siguen existiendo y la clave para reconocer esta información errónea está en los detalles.

Como afirma Natalia Jiménez, Directora de Proyectos Digitales de la Cámara Colombiana de Comercio Electrónico: “Estamos trabajando en una campaña para el consumidor con temas de seguridad. Es importante que se reconozcan ciertas acciones que pueden evitar el fraude virtual, entre ellas, tener una conexión segura a internet, mantener el software de estas transacciones actualizado y, sobre todo, revisar el tipo de comercio al que van a apostarle para sus compras en línea”.

  A continuación, algunas recomendaciones a tener en cuenta:

  1. Navegar en una Wi-Fi privada, de confianza y mantener las claves personales protegidas.
  2. Tener presente el protocolo de compra en línea, denominado SSL (Secure Sockets Layer), el cual garantiza que los datos de compra viajen de forma segura, autenticada y encriptada para proteger la integridad de datos y transacciones realizadas en las compras online.
  3. Tener presente la ley 1581 de 2012, la cual protege los datos en Colombia. Todas las empresas deben garantizar a los usuarios el derecho de conocer, actualizar, eliminar y rectificar la información proporcionada a las bases de datos. Esta política debe ser clara y precisa en el momento en que se interactúe con la página web y debe explicar el uso de datos para que el usuario acepte y pueda continuar con el proceso.