La tendencia de la hiperconectividad de los dispositivos junto con la fabricación de estas tecnologías, están impulsando fuertemente el despegue del IoT.

La importancia de las tecnologías de IoT, así como las ventajas que ofrecen en nuestro día a día es una realidad; sin embargo también tienen varios inconvenientes a considerar, ya que la información que manejan estos dispositivos es cada vez más sensible o relevante, por lo que mantenerlos seguros es realmente importante.

Aquí los 5 puntos principales acerca del tema:

  1. Revisión de riesgos: una empresa exitosa sabe cómo asegurar sus puntos de conexión de IoT, qué tipo de riesgos representan y dónde residen. Esta etapa trata de comprender cómo se ve la red comercial y sus dispositivos y componentes, evaluar cada parte de ella de acuerdo con el nivel de amenaza que puede representar y luego minimizar esa amenaza.
  2. Cifrar información: todos los datos, ya sea en reposo o en movimiento, deben manejarse de manera confidencial. Para ese fin, las organizaciones exitosas están usando encriptación donde sea que existan esos datos.
  3. Autentíquese siempre: en grandes redes de IoT puede haber un laberinto de posibles puntos de falla de seguridad. La naturaleza intrincada de esas redes también significa que los usuarios pueden confundirse con la autenticación.
  4. Infundir integridad: las organizaciones exitosas también se aseguran que haya integridad con todo lo que hacen. Una de las formas favoritas de los piratas informáticos para explotar dispositivos IoT es alterar la configuración o manipular los paquetes de datos que se envían hacia o desde el dispositivo, lo que finalmente causa daños potenciales al usuario del dispositivo. Los dispositivos deben usar un inicio seguro cuando se inician para garantizar la integridad de la forma en que funciona el dispositivo.
  5. Estrategia de escala: como se mencionó anteriormente, las redes de negocios de IoT ya tienden a ser grandes y están listas para crecer. Con eso en mente, deberíamos pensar en estructuras de seguridad que se puedan ampliar con el inevitable crecimiento en el uso de dispositivos IoT.

“El IoT está en un camino ascendente sin fin y no hay forma de detenerlo. A partir de ese momento, es crucial que las organizaciones se familiaricen con las mejores prácticas de seguridad que han demostrado ser exitosas y se están adoptando, pero que con demasiada frecuencia no se utilizan, como los certificados digitales y los sistemas PKI «, mencionó Dean Coclin, Director Senior de desarrollo empresarial en DigiCert.