Transformación: BBVA sigue avanzando en su transformación, con un claro impacto en el crecimiento de la base de clientes, la productividad, la eficiencia y la experiencia de cliente.

Las unidades vendidas digitalmente representan el 57% del total y más de la mitad de los clientes utilizan canales digitales para relacionarse con el banco En América del Sur: la actividad siguió creciendo a buen ritmo.

El área arrojó utilidades que ascendieron a 193 millones de euros, un 86,5% más que hace un año, excluyendo la variación de las divisas, o bien un 50,9% más si se incluye en la comparativa. En el resultado de la región se destacan los comportamientos de Argentina. Perú y Colombia.

Entre enero y marzo de 2019, el Grupo BBVA ganó 1.164 millones de euros, un 9,8% menos que en el mismo periodo del año anterior y un 16,2% más que en el trimestre precedente, a tipos de cambio corrientes.

Excluyendo de la comparativa los resultados de BBVA Chile del primer trimestre del año 2018 (desinversión realizada en julio de 2018), el resultado fue un 7,7% inferior (-6,0% en euros constantes).

“Hemos empezado el año con unas dinámicas positivas. El margen neto crece por encima del 10%, gracias a la fuerte generación de ingresos recurrentes y a una importante mejora en la eficiencia. Además, seguimos obteniendo beneficios de nuestra transformación digital, tanto en crecimiento como en vinculación de clientes”, señaló Onur Genç, consejero delegado de BBVA.

El resultado atribuido del Grupo BBVA alcanzó 1.164 millones de euros en el primer trimestre, un 7,7% inferior al primer trimestre de 2018 (-6,0% sin tener en cuenta la evolución de las divisas), al haber realizado más saneamientos en Estados Unidos y Turquía respecto al mismo periodo del año anterior -aunque significativamente menores que en el último trimestre, en el caso de Turquía-, así como por las provisiones por el deterioro del entorno macro en la mayor parte de las geografías.

Transformación

Así mismo, la estrategia de transformación de BBVA está teniendo un claro impacto en el crecimiento de la base de clientes, la productividad, la eficiencia y la experiencia de cliente. Con información de finales de marzo, más de la mitad de los clientes (un 53%) utilizan canales digitales para relacionarse con el banco. Los clientes que interactúan por el móvil representan el 45% del total, una evolución que hace esperar que superen el umbral del 50%, un objetivo marcado para este año. Por su parte, las unidades vendidas por canales digitales representan el 57% del total, más del doble que hace dos años.