Durante el mes de diciembre algunos colombianos descuidan sus hábitos alimenticios y esto puede llegar a traer consecuencias considerables para la salud. Por esta razón, Vitapp la app gratuita que entrega planes de alimentación y tratamiento natural comparte seis reglas clave -basadas en nutrición y con evidencia científica- que ayudan a mejorar de raíz la alimentación, prevenir enfermedades y recobrar la vitalidad.

  1. Nada de azúcar agregado a tus comidas y bebidas

El azúcar es adictivo, ayuda a aumentar de peso y es una de las principales causas de enfermedades como la obesidad, la diabetes y enfermedades cardiovasculares.

  1. Reduce el consumo de aceites industriales de semillas y vegetales

Estas son grasas procesadas con una gran cantidad de ácidos grasos Omega-6, que es dañino en exceso. Nos referimos a los aceites de soya, de maíz, de canola, de palma y de girasol, entre otros.

  1. Evita las grasas trans

Estas grasas químicamente modificadas son malas para tu salud. Se encuentran en la mayoría de alimentos procesados.

Cada vez que vayas a comprar algo, lee bien la lista de sus ingredientes. Te sorprenderá la cantidad productos que pueden contener azúcar, trigo (gluten), ingredientes inflamatorios y que ni siquiera puedes pronunciar y otros aditivos dañinos”, comenta Iván Yunis, director médico y creador de Vitapp.

  1. Evita los edulcorantes artificiales

A pesar de no aportar calorías, los estudios muestran una correlación directa con la obesidad y las enfermedades relacionadas. Si debes usar edulcorantes, elige stevia natural, aunque es mejor que aprendas a disfrutar los alimentos con su sabor natural.

  1. Deja a un lado los alimentos altamente procesados

Los alimentos que son altamente procesados generalmente son bajos en nutrientes y altos en químicos no naturales y no saludables.

  1. Aléjate de los productos «dietéticos», “light” y «bajos en grasa»

La mayoría de estos «alimentos saludables» no son saludables en absoluto. Tienden a ser altamente procesados y cargados con azúcar o edulcorantes artificiales.

No se trata de seguir una dieta, sino de un estilo de vida y de alimentación baja en carbohidratos, sin azúcares, sin productos procesados y sin grasas trans. Una alimentación baja en carbohidratos ayuda a aumentar la saciedad y reducir los antojos. El apetito disminuye y las personas comienzan a consumir automáticamente menos calorías de las que queman, logrando un peso ideal”, agrega Yunis.