Para el gremio de la construcción que representa la actividad edificadora, el cumplimiento de las normas existentes basadas en la Constitución y la ley son los pilares para la ejecución de los proyectos de ciudad y el único camino que garantiza el desarrollo urbano sostenible.

“El respeto por las normas, independiente de las ideologías políticas, es el generador de confianza para la ciudadanía, las actividades económicas y en general para el desarrollo de la ciudad”, aseguró el gerente de Camacol Bogotá y Cundinamarca, Alejandro Callejas Aristizábal.

El dirigente gremial destacó la importancia de tomar decisiones que se enmarquen en el cumplimiento de las leyes y la Constitución, y que además tengan el debido sustento técnico. Ese es el camino para que entre todos se consolide la confianza,

pero sobre todo para que las administraciones puedan ejecutar de manera exitosa sus planes de gobierno con total transparencia frente a la ciudadanía.

“Valoramos que las acciones de las administraciones vayan en concordancia con la ley como pilar de gobernabilidad, y que independientemente de las ideologías políticas, estas actúen en la legalidad y dentro del marco normativo establecido. Este es y debe ser siempre el camino para generar confianza y un desarrollo como sociedad”, reiteró Callejas.